La Iglesia Parroquial dedicada a San Andrés Apóstol, es un edificio barroco del siglo XVII, con algún elemento de épocas anteriores.

Iglesia de San Andrés

El acceso se hace a través de un pórtico que está sujeto por tres columnas toscanas. La iglesia es de tres naves, con arcos de medio punto sobre pilares cruciformes. Al fondo, el altar, con un retablo barroco clasista presidido por un cuadro de San Andrés. En la capilla del rosario existen pinturas como la Presentación del Niño en el Templo o los Desposorios de Maria. Bajo la torre del campanario está la pila bautismal; una pintura sobre bandeja de seda describe a San Hipólito arrastrado por los caballos.